miércoles 29 de marzo de 2017
  • Martes 7 Marzo , 2017

Fiscalía Superior de Coclé contó con todo el recurso humano necesario para responder ante tragedia de Antón

Funcionarios del Ministerio Público de las provincias de Veraguas, Herrera, Panamá Oeste y de la región metropolitana apoyaron a la Fiscalía Superior de Coclé en las diligencias del accidente de tránsito que dejó un saldo fatal de 18 víctimas y más de 30 heridos, el cual ocurrió el pasado 5 de marzo, sobre el puente del río Las Guabas en Antón, provincia de Coclé.

Un total de 38 funcionarios de estas cinco provincias acudieron al llamado de emergencia para respaldar la labor de los fiscales de la provincia de Coclé en el levantamiento de cadáveres, inspecciones oculares, atención a familiares y a las víctimas sobrevivientes, entre otras diligencias propias del Ministerio Público.

Para el levantamiento de los cadáveres se utilizaron carros fúnebres de Panamá, La Chorrera, Veraguas y Herrera. En total se designaron a 8 conductores de carros fúnebres: uno de la Fiscalía de Veraguas, uno de la Fiscalía Superior de Coclé, uno de la Unidad Regional de Herrera, uno de la Regional de Panamá Oeste y cuatro de la sección de homicidios del área metropolitana.

En este caso se requirió del apoyo de 4 fiscales de Circuito: uno de la Unidad de Atención Primaria de Aguadulce, dos de la Unidad de Atención Primaria de Penonomé y uno de la Unidad de Atención primaria del Área Oeste.

También colaboraron 6 fiscales adjuntos: uno de la Personerías de Antón, uno de la Unidad de Atención Primaria de Penonomé, uno de la Unidad de Atención Primaria del Área Oeste y tres de la sección de Homicidios del Área Metropolitana.

El Ministerio Público también colaboró con 7 asistentes operativos: dos de la sección de Homicidios del Área Metropolitana, uno de la Unidad de Atención Primaria de Aguadulce, dos de la Personería de Antón, uno de la unidad de Atención primaria de Penonomé y uno de la Coordinación Administrativa de la Fiscalía Superior de Coclé.

Para apoyar a los familiares de las víctimas en este difícil momento, la Unidad de Protección y Atención a Víctimas y Testigos (UPAVIT) del Ministerio Público puso a disposición una asesora legal, una psicóloga y una trabajadora social, quienes ayudaron en todos los trámites legales.

Algunos de los funcionarios del Ministerio Público que trabajaron en esta diligencia dejaron sus cargos institucionales, sin estar de turno, prefirieron apoyar en el traslado de sus compañeros como conductores.

La institución ha ofrecido toda la ayuda necesaria a los familiares de las víctimas por esta tragedia, y reconoce a la vez, la excelente labor humanitaria de todo el personal, de todas las provincias involucradas, incluyendo a la sede del Ministerio Público de Bocas del Toro y Coclé por la labor investigativa en este lamentable hecho.

Q. Moreno.