lunes 18 de junio de 2018
  • martes 22 mayo , 2018

Estudiantes del Colegio Javier aprenden sobre prevención en delitos sexuales

La Procuraduría General de la Nación por medio de la Secretaría de Derechos Humanos, Acceso a la Justicia y Género realizó una jornada de sensibilización este martes 22 de mayo de 2018, a estudiantes del Colegio Javier sobre la necesidad de establecer relaciones sanas libres de violencia y permanecer alerta en cuanto a la prevención en los delitos de violencia sexual a niños, niñas y adolescentes y violencia doméstica.

Jissel Maitín Arana, secretaria de Derechos Humanos, Acceso a la Justicia y Género, instruyó a los alumnos acerca de las medidas de prevención contra la violencia hacia las mujeres y hombres, específicamente las relaciones de noviazgos tóxicos, donde hizo un llamado a la disposición positiva frente a la lucha contra el fenómeno de la violencia y los delitos sexuales, exhortándoles a denunciar.

Aseguró a los estudiantes que ese “no es un tema ajeno a su situación actual, sino que tiene mucho que ver, ya que las actuales víctimas de violencia muy probablemente la observaron o la toleraron desde su adolescencia, y procuramos que conozcan cuáles son las señales, y características de estos delitos y sobre todo lo que significan las relaciones de poder al permitirle a otra persona que sobreponga sus intereses sobre los tuyos como individuos que somos”.

Por su parte, la fiscal Superior Coordinadora de Descarga Katya Meléndez, abordó las formas de delitos sexuales de los que estaban expuestos y algunos aspectos legales como las penalidades y la investigación de estos tipos de delitos.

También se enfocó en la prevención de delitos sexuales, donde existe una mayor incidencia de víctimas menores edad e identificar los riesgos para que de alguna manera puedan evitar ser uno de ellos.

El tema de las modalidades de delitos sexuales que se están dando a través de las redes sociales, como el grooming, el sexting y el morphing, también fue conversado, reiterándoles la necesidad apremiante de denunciar al conocer que alguien está siendo víctima de delitos sexuales.

El grooming es un término que define la actitud de algunas personas para ganar la confianza de sus víctimas menores de edad, mientras que el sexting es la acción de enviar mensajes de tipo sexual por medio de teléfonos móviles.

El morphing es una técnica de efectos especiales que utiliza aplicaciones para transformar un objeto real en la imagen fotográfica de otro objeto. Esto supone que la cara de un niño, niña o adolescente puede ser transformada para exponerla en actitudes o poses con carácter sexual.